¿La revolución bancaria?

Evito frecuentar las oficinas de cualquier banco. Aún así, siempre hay ocasiones que requiere presentarse en estos establecimientos donde el tiempo se detiene. Como en una oficina de la administración pública, los trabajadores no tienen ningún tipo de prisa y las gestiones no se completan con una única visita.

Al contrario que el sector público tradicional, los bancos son empresas privadas con “algún” tipo de modelo de negocio, pensado para obtener beneficios. Son los más hábiles en retener a sus clientes y al poner las más altas barreras a la competencia. Esto no quita que su modelo está totalmente distorsionado.

   
Los productos de los bancos:

Estoy pensando en un banco que ofrece productos mass market para personas normales. Ni empresas, ni banca privada dirigida a las grandes fortunas. Pienso en las oficinas a pie de calle, cuya suma representa una gran proporción del negocio del sector bancario español.

En las estanterías de una oficina estándar, de cualquier banco, encontramos una larga lista de productos, servicios y actividades que ofrece. Yo identifiqué:

  • Seguros
  • Fondos de inversión
  • Planes de ahorros
  • Venta de electrodomésticos
  • Promoción Inmobiliaria
  • Impulso a la innovación (no sé como clasificarlo)
  • Impulso a la cultura (idem)

Los años de trabajar en el sector me han enseñado que cuando una entidad vende inmuebles, la mayor parte del edificio – los mejores pisos – ya se los han repartido los empleados (directivos).

Seguros, fondos de inversión, tienen buenos márgenes para las entidades, pero no son los mejores del sector. Cuando se trata de electrodomésticos, están subordinados a financiación y acaban saliendo más caros que los de una tienda especializada. Después, olvídate de ellos para las reparaciones y reclamaciones.

No pienso en esta lista de servicios cuando pienso en lo que necesito de una entidad financiera. Como cliente normal voy al banco cuando:

  • Necesito guardar dinero
  • Necesito cambiar dinero
  • Necesito dinero

Irónicamente, estas son las actividades que ahora no “dan negocio”. Son las actividades que ya están automatizadas y ni dan el derecho a entrar dentro de la oficina, sino que te abandonan a las puertas delante de una pantalla de un cajero automático.

Irónicamente, otra vez, tampoco son las actividades que hacen mejor.

El valor añadido de guardar dinero en un banco es el de combatir los efectos de la inflación. O, hacerlo mejor y todo. Si no hay ningún tipo de diferencia entre guardar el dinero en riesgo cero en un banco y hacerlo bajo la almohada, los clientes no están recibiendo el servicio básico.

Las entidades financieras prestan dinero porque es su negocio. Son los activos principales del banco. Si estas empresas ponen limitaciones a clientes que tienen la capacidad de devolver el dinero, están frenando su cadena de producción.

Como si un camarero negara un café a todos sus clientes porqué estos “tienen mala pinta”.

Actualmente, la cadena de producción de las entidades financieras se ha parado. Los préstamos sólo se suscriben con las máximas garantías y depósitos dan un interés cero. Sólo los productos imaginativos ofrecen el mejor rendimiento. A cambio, eso sí, también piden las más altas comisiones.

Estas son las razones principales para que los trípticos de ofertas esotéricas acumulan en las estanterías de las oficinas. La comercialización de los seguros están a la orden del día. Los fondos de pensión también. Y pedir por estas maravillosas ofertas si que te abren las puertas.

 

This post is also available in: Catalán

One Comment

Leave a comment
  • Información Bitacoras.com

    Valora en Bitacoras.com: Evito frecuentar las oficinas de cualquier banco. Aún así, siempre hay ocasiones que requiere presentarse en estos establecimientos donde el tiempo se detiene. Como en una oficina de la administración pública, los trabaja…

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Copyright © 2014. Created by Meks. Powered by WordPress.